• Munus interpretandi


Cur Latine loquendum sit (Latine, 1989)

Ingvelde Scholz Latine scripsit*

Mihi oratores poetaeque lingua Latina non muta solum agitatione mentis, sed vivis etiam verbis recte usi videntur esse. Ut enim musici tum profecisse videntur, cum sonis blandis vehementibusve animos audientium vel placare vel commovere sciunt, ut pictor cogitationes non mente solum fingit eaque includit, sed coloribus formaque nobis mandat, ut terra primo vere flores florescere, non humo abditos dormire vult, ut eos videamus odoremur eisque fruamur, sic linguam Latinam loquendo vivere puto. Quam si omnes audiant atque loquantur, intelligere possint neque ingenium neque formam neque sonum linguae Latinae deesse eamque omnibus rebus abundare. Quare etiam hodierno tempore ex toto fonte linguae Latinae haurire audeamus neque ea signa audiamus, quae receptui canunt.

*M. von Albrecht (1989). Scripta Latina. Accedunt uariorum Carmina Heidelbergensia dissertatiunculae colloquia, Studien zur klassischen Philologie 41, Frankfurt am Main-New York-Paris: Lang, p. 268.

Sappho (Graece, s. VII-VI a.Chr. n.)
SAPPHO (ca. 600 a. n. Chr.):

 

-Ἔρος δ’ὲτίναξέ μοι
φρένας, ὠς ἄνεμος κάτ ὄρος δρύσιν ἐμπέτων.
L. Flaminius Siculus (Latine, 1504)
Occidit inmītis sed nōn quā morte tyrannus
         Dēbuit, ā canibus quī lacerandus erat.
Phantasiocratumenos (Latine 1631)
Phantasiocratumenos siue Homo Vitreus, auctore Caspare Ens:

     Adulto iam vere, nobiles duo iuuenes, ad capiendum ingenij cultum à parentibus Salmanticam missi, animi recreandi causa vrbe prodierant, dumque ita in amoenissima Tormis ripa obambulant, vident adolescentem, circiter vndecim, ut corporis modulus prae se ferebat, annos natum, rusticano habitu indutum, sub arboris vmbra iacentem et suauiter dormientem. Mittunt pedisequum, qui hominem excitat. Adeunt dein ipsi; rogant cuias sit, vnde veniat, quonam iter habeat. Ait ille, nomen patria sibi e memoria cecidisse. Ceterum Salmanticam se petere, herum ibi quaesiturus cui seruiat, eiusque simul liberalitate quod temporis reliquum est, litterarum studijs impendat.

Rogant num sciret legere. «Etiam scribere», inquit ille.

Tum vnus ex illis: “Ergo quod patriae tuae nomen oblitus es, non memoriae vitio accidit.”

“Quidquid sit, -ait ille-, mihi quidem consilium est nec patriae nec parentum meorum nomen proferre donec vtrisque honori esse possim.

“Quomodo honori?, inquit alter.

“Meis studiis, mea scientia et mei nominis celebritate”, ait adolescens. “Audiui enim non semel Ex hominibus fieri Episcopos.”

S. Ramos, “De hominibus uitreis: de Erasmo a El Licenciado Vidriera de Cervantes (1613) y el Phantasiocratumenos siue homo uitreus (1631)”, VII Congreso Internacional de la SELat  (Toledo, 13-16/06/2012).

Alexandros (Español, 2014)
Alexandros

Autor: Mario Díaz Ávila.

 PRÓLOGO

      Esta edición está basada en el libro The Greek Boy at Home de W.H.D. Rouse, publicada en el año 1909, que sigue una metodología activa. No pretendo pasar por su autor, sino que mi intención al adaptarla es la de acercar esta obra al mayor público posible ante la necesidad de un cambio metodológico en la enseñanza del griego antiguo, en la misma línea que se está haciendo desde hace unos años con la del latín.

[… Para leer más pulsa aquí…].

Cfr. Reseña de Fco. Sánchez Torres, alumno colaborador del Dpto. de Filología Clásica de la UCA y partícipe del Proyecto Sal Musarum, en Thamyris n. s.6 (2015), pp. 471-474.

Cassandra Fidelis (Latine, saec. XV exeunte)
       Cassandrae Fidelis «Oratio de laudibus literarum» circa saeculo XV exeunte habita 
    [1] Excogitantem, serenissime princeps, patres conscripti ac disertissimi uiri, quid assidua studiorum maceratio femellis conduceret, Georgius Valla, summus et [1]  orator et philosophus, cum me sua praesentia dignam arbitraretur, firmauit atque hortatus est iis studiis immortalitatem assecuturam.
   [2] Ipsi quidem suadenti atque uehementer instanti ut in lucem aliquando prodirem, etsi feminei[2] sexus et ingenioli mei haud immemor sim, honesta tamen efflagitanti rubore perfusa parere atque morem gerere constitui, ut cum ignobile uulgus suimet pudeat tum etiam mihi ingenuis artibus deditae molestum esse desinat.
   [3] Nihil igitur debebit ab re cuiquam uideri, si mihi Cassandrae dicenti initio mens animusque quippiam haesitauerit atque titubauerit.
        [Opus ab Alexandra Ramos Gaditana anno 2020 in lucem editum. Vide plura in eius Scriptorium Academicum Latinum (SAL)]
Diderot (Latine, 1748)

Diderot capitulum XLVII «De gemma peregrinanti» in libro c.t. ‘Les bijoux indiscrets’ 1748 Latine scripsit:

    Duxit me Viennam, in Austria patriam suam, ubi venerea voluptate, quanta maxima poteram, ingurgitatus sum, per menses tres integros ejus splendide nimis epulatus hospes. Illi rugosi et contracti Lotharingo more colei et eo usque longa crassaque mentula, ut dimidiam nondum acciperem, quamvis iterato coïtu fractus rictus mihi misere pateret. Immanem ast usu frequenti vagina tandem admisit laxe gladium novasque excogitavimus artes, quibus fututionum quotidianarum vinceremus fastidium. Modo me resupinum agitabat, modo ipsum, eques adhærescens inguinibus, motu quasi tolutario versabam. Sæpe turgentem spumantemque admovit ori priapum simulque, appressis ad labia labiis, fellatrice me linguâ perfricuit. Etsi Veneri nunquam indulgebat posticæ, a tergo me tamen adorsus, cruribus altero sublato, altero depresso, inter femora subitat, voluptaria quærens per impedimenta transire. Amatoria Sanchesii præaecepta calluit ad unguem et festivas Aretini tabulas sic expressit, ut nemo melius. His a me laudibus acceptis, multis florenorum millibus mea solvit obsequia et Romam secessi.

Vide et legas annotationes de hoc capitulo in Scriptorio Academico Latino SAL nuncupato.

•  Servicio de traducción


Por qué hay que hablar en latín (Español, 2011)

Traducción de Adam Gil-Bermejo y Sandra Ramos (CLG):

Los oradores y los poetas, en mi opinión, no sólo han usado correctamente la lengua latina con el ejercicio mudo de la mente, sino también con palabras vivas. Y así como los músicos, tras haber alcanzado la maestría de su arte, saben calmar o bien excitar con sonidos suaves o intensos los ánimos de los oyentes, así como un pintor no sólo modela sus pensamientos en la mente y los mete a resguardo en ella, sino además nos los confía con colores y formas, así como al inicio de la primavera la tierra quiere que las flores florezcan y no duerman ocultas en el suelo para que las podamos ver, oler y disfrutar, así es como creo que la lengua latina tiene vida si la hablamos. Si todos escucharan y hablaran en latín, podrían comprender que no le falta a la lengua latina ni genio ni forma ni sonido, estando muy presente en todos los ámbitos. Por esta razón atrevámonos en la actualidad a beber también de todas las fuentes de la lengua latina y hagamos oídos sordos a esas señales que tocan a retirada.

Sappho (Latine, 2009)

Latinam interpretationem anno 2009  fecit Alexandra Ramos:

Improbus ille puer mihi sīc praecordia cīuit,

Vt dē mōnte altō rōbora praecipitans

Ventus turbine quī capita exsternat foliāta.

Cor mihi laesit sīc improbus ille puer.

L. Flaminio Sículo (Español, 2012)

   Dístico «Contra un tirano» (trad. Sandra Ramos, 2012)

Pereció el cruel tirano, mas no con la muerte que
      mereció quien debía haber sido despedazado por perros.
Licenciado Vidriera (Español 2012)
El hombre que vivía dominado por la fantasía de creerse de vidrio:

     Entrada ya la primavera, dos jóvenes nobles, que habían sido enviados a Salamanca por sus padres para emprender los estudios, salieron de la ciudad para darse solaz, y mientras así paseaban por la amenísima ribera del Tormes, ven a un muchacho de unos once años, según lo indicaba el tamaño de su cuerpo, vestido como de labrador, que yacía durmiendo plácidamente bajo la sombra de un árbol. Mandan a un criado a despertarle. Luego ellos se acercan y le preguntan de dónde es, de dónde viene, cuál es su camino. Él responde que el nombre de su patria se le ha olvidado, que se dirige a Salamanca para buscar allí un amo al que servir y con cuya generosidad al mismo tiempo pueda, en el tiempo sobrante, dedicarse al estudio de las letras.

Le preguntan si sabía leer. «También escribir», responde él.

Entonces uno de ellos dice: ‘El que se te haya olvidado por tanto el nombre de tu patria, no ha sido por falta de memoria’.

‘Sea por lo que fuere, -responde él-, es propósito mío no decir el nombre de mi patria ni de mis padres hasta que pueda honrarlos”.

‘¿Cómo los honrarás?’, dice el otro.

‘Con mis estudios, mi saber y la fama de mi nombre’, responde el muchacho. ‘Pues he oído más de una vez que De los hombres se hacen obispos’.

Anales Cervantinos 46 (2014), 119-148.

Alexandros (Latine, 2014)
Alexandros

Alexandra Latine vertit

PRAEFATIO

     Haec editio, quam manibus tenes, candide lector, rationem sequitur libri anno 1909º editi cui titulus est The Greek Boy at Home, Gulielmo H. D. Rouse auctore, cui methodus docendi erat ea quae hodie dicitur ‘activa’. Nomen auctoris mihi adscribere in animo nequaquam habeo, sed potius librum illum aptare et pluribus lectoribus notum reddere: nam censemus rationem linguae Graecae docendae mutandam esse pariter ac videmus in studiis Latinis fieri.

[…  Si vis plura scire, preme hic …].

Alexandra Ramos ex sermone Hispanico in Latinum vertit,
Gadibus, Kal. Apr. a. 2014.

Cassandra Fédele (Español, 2020)

Elogio de las letras, discurso de Cassandra Fedele pronunciado a finales del s. XV (Trad. de Maite Jiménez Pérez. Revisión final de Sandra Ramos):

   (1) Reflexionando yo, alteza serenísima, senadores de la República de Venecia y eruditísimos señores, sobre qué aportaba a las muchachas la inmersión continuada en los estudios, el gran orador y filósofo Giorgio Valla, que me consideraba digna de estar en su presencia, me animó y exhortó a perseguir la inmortalidad con mi dedicación a ellos.
(2) Como él me persuadía e instaba con vehemencia a que finalmente pronunciara un discurso en público, a pesar de que no me olvido de que pertenezco al sexo femenino y gozo de escaso ingenio, ruborizada por el pudor, aun siendo honesta su petición, he decidido obedecerle y complacerle, para que la gente común se avergüence de sí misma y deje de molestarme por haberme consagrado a las artes liberales.
(3) En consecuencia, a nadie deberá sorprenderle si al principio a mí, a Casandra, la que les habla, la mente y el ánimo me hagan vacilar y titubear un poco.

Diderot 1748 (Español, 2020)

Cap. XLVII «La joya viajera» del libro ‘Les bijoux indiscrets’ (1748) de Diderot. Traducción de Sandra Ramos Maldonado (21/03/2020):

    Me condujo a Viena, su patria en Austria, donde me sumergí en el placer sexual más intenso que pude, como huésped suyo, dándome un espléndido festín durante tres meses completos. Tenía aquel los huevos rugosos y encogidos al estilo lorenés y la polla por ello tan larga y gorda que solo me entraba la mitad, aunque mi raja rota de tanto follar se me abría dolorosamente. Mi vagina, no obstante, de tan frecuente uso, terminó por encajar su inmensa espada e ideamos nuevas posturas con las que vencer el aburrimiento de follar diariamente. Una veces me ponía boca arriba, otras veces yo, pegándome como un jinete a sus ingles, le montaba moviéndome como al trote. A menudo acercaba su príapo turgente y espumeante a mi boca y a la vez, apretando labios contra labios, me lamía con su lengua chupadora. Aunque no permitía nunca el sexo anal, me dejaba, sin embargo, atacar de espaldas y con una pierna arriba y la otra abajo avanzaba entre mis muslos buscando lugares de placer y sorteando barreras. Se sabía al dedillo los preceptos amatorios de Sánchez y representaba los cuadros festivos de Aretino mejor que nadie. Tras recibir mis elogios, pagó mis servicios con muchos miles de florines y me dirigí a Roma.